Lucía, el motivo de mi ausencia

Es cierto que llevo unos meses ausente, si bien sigo trabajando y haciendo bodas y fotografía en general, pero no lo publico aqui.

El motivo de mi ausencia es Lucía, y no, no me he «cambiado» de mujer. Sólo he agregado otra más a mi vida.

Lucía vino a este mundo el 18 de julio de 2012, a las 3: 20 de la madrugada en el hospital clínico de Guadalajara (España).

Desde ese momento, nada ha sido igual. Muchas noches con poco sueño encima, alguna que otra crisis nocturna pero sobre todo mucho amor y muchos besos y abrazos por parte de su mamá, Belén, y su papá.

Arrugadita, roja, llorosa y con los ojos enórmemente abiertos y grandes desde el minuto cero, Lucía ha llegado para cambiarme la vida. Y es la cosa más bonita que jamás he visto.

A partir de hoy, todo vuelve a la «normalidad», aunque creo que ya nada va a ser como antes ;).

 

 

 

 

 

 

 

5 thoughts on “Lucía, el motivo de mi ausencia

  1. Que bonito es,verdad?Es imposible creer que vayas a querer a alguien tantísimo!mima mucho a esas 2 mujeres y sobretodo a Belén que la experiencia es preciosa pero también agotadora!

    Un beso chicos!

    A ver si nos vemos para la foto familiar de Navidad!

  2. Ciertamente, nada será como antes.. pero tampoco tiene precio! Yun ya tiene casi 3 años y no cambiamos ni un solo momento a su lado por nada! 🙂 Disfruta cada segundo! Un abrazo!

Responder a Juan Carlos Cabral Cancelar la respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.